Primera desconocida de AMLO a gobierno de Guaymas

Primera desconocida de AMLO a gobierno de Guaymas

Primera caída

Por si queda alguna duda de la distancia entre el gobierno federal y el Ayuntamiento de Guaymas, el presupuesto de egresos de la Federación lo dice todo: menos para Sonora, mucho menos para Guaymas.

Tan solo del ramo 33, la reducción de recursos es de un 20 por ciento y ahí están las obras de todos los municipios, con sacrificio a tres de los diez proyectos promovidos para esta localidad. Y en el ramo 23, los cambios en procesos ponen más obstáculos para atraer recursos que, vale resaltar, serán manejados por la Federación, nada para la Tesorería. En esa complejidad y en tiempos de discusión del presupuesto en el Congreso de la Unión, se medirán los oficios del diputado federal Heriberto Aguilar quien, como se esperaba, da prioridad a sus proyectos, como el infraestructura del valle, dentro del presupuesto de la Conagua.

Por otra parte, Rodolfo Lizárraga amarra dos de sus compromisos, la planta tratadora y el puente en San José, con partidas de la Conagua y Protección Civil. Y de Sara Valle, apenas alcanzará para iniciar la obra de la avenida seis y lo demás estaría sujeto a decisiones que, sabe, debe de tomar, empezando por el cese inmediato del tesorero Santiago Luna, mal visto por el gobierno de la cuarta transformación. Luego tendría que acercarse más al súper delegado, Jorge Taddei, ceder posiciones, abrirse al diálogo y aceptar que el Ayuntamiento de Guaymas es parte de un proyecto integral, no una agencia familiar de colocaciones.

En lo que se decide, la lucha por el poco presupuesto para Sonora se pone buena entre los peleadores Sara Valle, Rodolfo Lizárraga y Heriberto Aguilar porque los tres quieren quedar bien con la ciudadanía.

Segunda caída

En Empalme, el panorama es igual de incierto en cuanto a obra, porque la primera etapa de administración, el alcalde aplicó el mismo criterio que en Guaymas: desconocer a Morena. La apuesta de muchos alcaldes con Francisco Genesta incluído fue depositar su esfuerzo en Ana Gabriela Guevara, por un tempranero proyecto político, pero de entrada les salió contraproducente porque la gacela de Nogales, como diputada amarró recursos y muchos pero para la Conade, Comisión que encabeza desde hace unos días.

Así que de obra pública no hay mucho programado y dependerá de los proyectos ejecutivos que el presidente municipal promueva, que Empalme tenga algo de obra para el año entrante. En lo que sí pudiera destacar el Ayuntamiento es en trabajos de rehabilitación de espacios deportivos, impulso a deportistas y todo lo relacionado con la Conade.

Tercera caída

En las próximas horas, la Tesorería de Guaymas formalizará convenio con la financiera Bansi por un crédito a corto plazo de 25 millones de pesos, a pagarse en un año, a fin de cubrir los aguinaldos antes del 24 de diciembre. Para obtener el financiamiento, el gobierno municipal tuvo que reconocer la deuda, desistirse del pleito con la financiera y asumir el compromiso de pagar la parte que les toca de 300 millones de pesos de deuda, contraída en la administración de Otto Claussen.

El tesorero Santiago Luna fue el encargado del trámite que ni siquiera pasará por Cabildo y menos por el Congreso, porque se trata de deuda a corto plazo. Con ese arreglo, el 80 por ciento de las participaciones quedarían comprometidas el primer año con el pago a PASA, la deuda y la facturación mensual, el pago a Bansi y el anticipo del gobierno estatal.

Tirabuzón

Por encima del síndico, el grupo rudo de los caudillos protege a dos particulares que hacen valer un convenio irregular de Comodato. Martín Ruelas ordenó desde la semana pasada, el retiro de la pantalla ubicada en un espacio público pero, por instrucción del tesorero Santiago Luna, la diligencia no se ha cumplido, con todo y oficio que se entregó de la sindicatura. Los caudillos pretenden validar el comodato que otorgó Lorenzo de Cima en una zona que, por cierto, tiene categoría de federal.

La Quebradora

Poco le importó al comisario de seguridad pública, Silvestre Armenta la desconocida de regidores por la incorporación de su hijo Alfredo, en diligencias policiacas. Después de la regañada, el joven auxiliar fue visto ayer al frente del dúo de vigilancia de la zona comercial y a cargo de la patrulla 152. Y eso que no es policía.

Comentarios

menu
menu