Movimiento feminista daña al Estado

Movimiento feminista daña al Estado

Primera caída

Una vez más los movimientos sociales son usados a conveniencia. Ayer platicábamos del contraste de la marcha de mujeres en la Capital del Estado, donde quemaron archivos del Poder Judicial del Estado, comparándose con las féminas que se tomaron la libertad de luchar sin límite de tiempo en el paseo de los carros alegóricos y dentro de las lagunas de deshielo , en las fiestas del Carnaval.

Un día sin mujeres por la seguridad de las mismas, el próximo 9 de marzo, invita a que ninguna salga a la calle para hacer conciencia de lo que está pasando no sólo en Sonora, que tiene un grave problema de violencia contra la mujer, sino para concientizar sobre los feminicidios en México. La pregunta es ¿Quién le tiene miedo a quién?, Pero parece que gran parte de las mujeres en Sonora no se sienten representadas por una agresión a edificios como el del Poder Judicial, y no se presentarán si la amenaza es de más destrozos en las calles. De esos destrozos “pacíficos” e “inteligentes” que tanto presumen sus líderes.

La verdad es que, ira y agresiones, han pasado de las famosas redes sociales y se han convertido una realidad tangible, lamentablemente el enemigo no es a quienes se dirigen. Se reconoce la ira, la desesperación y el hambre de justicia; pero estos actos no ayudan en nada y sí afectan a cualquier movimiento a favor de la mujer. Sobre todo, cuando las representadas se agarran a máscara contra cabellera en el carnaval. ¿Esas no las representan?

Segunda caída

Ayer se conmemoró el día de la Bandera Nacional y Guaymas y Empalme no fueron la excepción. Dentro del marco de la celebración de este día en la Ciudad Jardín se llevó a cabo un desfile conmemorativo donde asistió el Ayuntamiento en pleno y el sector escolar. En Guaymas no pasó a mayores ya que nos encontramos en pleno Carnaval. Con Arturo Lomelí en representación de la alcaldesa (esa representación que no quieren los yaquis, por ejemplo), y apenas una escolta con escasos asistentes de la casa de piedra, se izó la bandera y un pequeño arreglo floral completó el momento, para que no digamos nada.

Se vio mal que, ante el máximo símbolo de respeto a nuestra nación, el ahora secretario de Ayuntamiento, bueno, mientras la cámara de diputados decida si estuvo bien o no su permiso y renuncia para este cargo; no mostró respeto por la Enseña Patria, al pararse en el lugar de honor con enormes lentes negros. La verdad es que distó de ser un día cívico para el puerto y en esta ocasión, sí culpamos a las fiestas carnestolendas. Pero no pasa nada, hoy culminamos con la guapa cantante Marisela.

Tercera caída

Quien se subió al ring a jugarse la cabellera, o más bien la candidatura, fue Orlando el Siri Salido, protagonizando este fin de semana la pelea de su vida. En un reconocido antro de Cd. Obregón, la mejor carta del Partido del Trabajo para la alcaldía del 2021, no controló sus emociones y en estado de ebriedad fue parte de una riña en el lugar, dicen.

Lo demostró desde la tarde previa cuando se le Vio en un restaurante donde gozaba de algunos tragos, para después ser visto en el pleito y de pilón, con la cara partida.

El Tirabuzón

El Carnaval no deja de sorprendernos, y el domingo la alcaldesa Sara Valle Dessens otorgó un reconocimiento a la diputada Yumiko Palomares Herrera, madrina del contingente LGTB dentro de los carros alegóricos del Carnaval.

Lo relevante no es el reconocimiento, que no da más currículum; lo que sí cuenta es que la noche del sábado se recordó a la diputada en el Carnaval Gay, el trabajo que está haciendo en el Congreso del Estado para el voto a favor de los matrimonios igualitarios.

No estuvo allí, pero los asistentes aplaudieron por su lucha y apoyo. Eso suma algo para el futuro.

Comentarios

menu
menu