Escándalo en el Mercado Municipal

Escándalo en el Mercado Municipal

Primera caída

La función de esta semana se anuncia desde el Mercado Municipal en una lucha cuerpo a cuerpo que, se pronostica, no terminará bien para defensores del administrador del viejo parián. En una esquina, el gran Ulises, ave de tempestades que dice intentar poner orden en el Mercado, mientras que la otra esquina, la Unión de Locatarios molesta por el acoso a comerciantes a quienes se amenaza con quitarles su patrimonio.

La última caída fue el lunes, cuando los locatarios acudieron con el administrador a pedirle información y se encontraron con pura hostilidad, lo que elevó la tensión entre las partes. Los locatarios buscaron anoche a regidores de la comisión de servicios públicos para plantearles el panorama y pedirles su intervención para la solución del conflicto.De no encontrar respuesta, se ve venir un escenario que ya se ha vivido: manifestaciones, protestas y presión.

En anteriores luchas, el resultado ha sido a favor de los locatarios y en contra del administrador en turno así que, más vale que la primera autoridad ponga orden o, el costo por sostener al funcionario con sueldo nuevo y más alto, será caro.

Segunda caída

En la sesión de Cabildo de anoche, la tercia ruda de Palacio se aventó desde la tercera cuerda contra la humanidad del tesorero Santiago Luna. Según Ernesto Uribe, José Luis Portillo Liera y Sergio García, el responsable de las finanzas no debe seguir en el cargo por resolución del ISAF, pero la defensa del funcionario sale a medir fuerzas en el ring, para señalar que no hay delito que perseguir y que Luna seguirá en el cargo.

El grupo luchador de la presidenta Sara Valle se va por la vía de culpar al ex alcalde Lorenzo de Cima de la campaña contra Luna, por un intento de desestabilizar e impedir que prosperen todas las auditorías y procesos por irregularidades de la anterior administración. El caso es que el pleito sigue en el encordado y continuará como una lucha larga aunque, al menos ayer, no hubo pérdidas en la esquina oficial porque el dictamen para el envío de los estados financieros del último trimestre de 2018, pasó con una cómoda mayoría.

Tercera caída

Y el regidor rebelde que se ausentó de la sesión de Cabildo y se negó a firmar dictamen es Iván Rodríguez Nava, por el enfrentamiento cantado contra el contralor Daniel Morales Pardini y su gente, empezando por el coordinador de jueces calificadores, Antonio Marcos. El edil ha exigido respeto ante la hostil campaña que, presume, fue orquestada desde la contraloría.

Aun cuando Rodríguez se haya equivocado con funcionarios que no son dignos de confianza y se haya excedido de sus funciones, es regidor y su postura vale, porque no merece ser blanco de golpes y llaves maestras que solo dañaron la relación entre el edil del PT y la alcaldesa. Porque Rodríguez se ha conducido de manera institucional, es evidente que el grupo de choque de Palacio actuó con rudeza innecesaria y provocaron que la presidenta pierda un voto importante en el pleno.

El Tirabuzón

El escolta de un empresa sufrió lesión al maniobrar sin pericia un arma de fuego. El accidente no tendría relevancia pero resulta que el herido es policía municipal activo, con derechos laborales y comisionado para la custodia de un particular. El arma de fuego está en el inventario de la Comisaría de Seguridad Pública, cuyo uso es exclusivo de funciones públicas en la corporación policiaca. Así que la Sedena ya tuvo conocimiento, la fiscalía también y lo mejor para mandos policiacos es transparentar las funciones de los agentes que asignan como guaruras con equipo oficial.

La Quebradora

El contralor de Empalme ya empezó a sudar, no por su función actual, sino por su condición de ex empleado de la anterior administración de Carlos Enrique Gómez Cota. Ya desde la sindicatura le pidieron un informe del estado en el que recibió los procesos administrativos contra ex servidores públicos y su plan de trabajo para darle seguimiento a las irregularidades detectadas en las auditorías. A Ignacio Martínez nomás le queda continuar con los procesos hasta donde tope, si quiere conservar la chamba.

Comentarios

menu
menu